DestacadasJaliscoJamayOcotlán

#25N | Más de 40 mujeres fueron víctimas de violencia en la Ciénega durante 2021

Los delitos contra mujeres permean en la región Ciénega y en Jalisco. 

Decisiones.- La violencia contra la mujer permea en la región Ciénega de Jalisco. Esto lo demuestran una vez más y como cada año las estadísticas del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP). Sin embargo, en la región, las mismas mujeres víctimas de violencia alzaron ya la voz en diferentes espacios para hablar de los agresores y confirmar lo que dictaminan los números oficiales. 

En plazas públicas, monumentos característicos y tomando las calles, mujeres víctimas de violencia realizaron pintas de carteles y tendederos de testimonios de la violencia que padecen desde años pasados. Mujeres de Atotonilco el Alto y Jamay visibilizaron esta problemática desde la sociedad civil. 

Violencia que se vio oficializada en la apertura de 43 carpetas de investigación de abuso sexual en el primer semestre de este 2021 en la región, así como en los tres casos de violación.  Aunque esta información no tiene un margen de género, las mismas autoridades exponen que son las mujeres, niñas y adolescentes quienes suelen ser victimas mayoritariamente de este tipo de las violencias sexuales.

Pero este no es un problema nuevo, sí una problemática que acrecentó en la región por la pandemia, pero es un problema añejo. De 2015 al primer semestre de 2021 en Ocotlán 128 personas fueron víctimas de abuso sexual, 67 en Poncitlán y 50 en La Barca. 

En Atotonilco encontramos estos testimonios en los tendedero de marzo del 2019, el cual fue colocado en la plaza principal.

  • Testimonio anónimo: “ Mi hermano me golpea, una vez al punto de desangrarme, intentó ahorcarme, y mi mamá dice que es por mi culpa”.
  • Testimonio anónimo: «Profe Patiño toca a mis amigas, soy hombre y no estoy de acuerdo”
  • Testimonio anónimo: “Mi papá me da nalgadas de ‘Cariño’, y me hace sentir incómoda, un día le pedí que no lo hiciera frente a mi mamá y hermanos, me dijeron exagerada (me lo sigue haciendo)”.

Este año justo en Atotonilco nuevamente se realizaran actividades en el marco del Día Internacional para Erradicar la Violencia contra la Mujer. Entre las actividades incluirán la colocación de un violentómetro gigante para detectar las acciones violentas que padecen las mujeres, rifas y actividades para la niñez. 

En Jamay nuevamente se realizarán dos marchas, una será a las 10:00 de la mañana, en la que al finalizar se realizará la pinta de un mural en conmemoración de la fecha. La otra marcha será a las 5:00 de la tarde a la cual acudirán mujeres de la sociedad y del gobierno municipal. 

En La Barca y Poncitlán, los ayuntamientos convocaron a marchas para conmemorar la fecha y visibilizar la violencia contra las mujeres, niñas y adolescentes.

Ante la violencia sexual, instituciones en la ciénega no están a la altura

Las violencias sexuales padecidas por mujeres, niñas y adolescentes quedan impunes y sin justicia social desde que las víctimas no logran tener la confianza para denunciar y quienes se atreven a denunciar, en las regiones, como en la Ciénega no cuentan con el apoyo médico, psicológico y legal suficiente. 

La Norma Mexicana 046  es clara al respecto, establece todos los protocolos para la atención de la violencia familiar y sexual contra las mujeres. Pero las instituciones no estuvieron preparadas para atender a las más de 40 víctimas de violencia sexual en la región durante el primer semestre del año, ni las víctimas de años anteriores. 

Esta norma se actualizó en el 2016 y ni desde entonces las instituciones médicas tienen los insumos necesarios para asegurar la salud de las víctimas. 

Según la Subsecretaria de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencias, María Elena García Trujillo, explicó que en los hospitales de índole estatal, sólo siete en todo el estado cuentan con los medicamentos como la con profilaxis, el cual se receta para evitar enfermedades de transmisión sexual, y personal médico que sí esté dispuesto a realizar la interrupción legal del embarazo para atender a las mujeres víctimas de violencia sexual. 

La Subsecretaria aseguró que el hospital regional de Colotlán, Tepatitlán, Ciudad Guzmán, Puerto Vallarta, Zoquipan, El Materno Infantil Esperanza López Mateos y el Hospital de la Mujer en Guadalajara son las únicas siete instituciones que cuentan con este tipo de personal e insumos.

Además en todo el estado falta que los hospitales cuenten con personas abogadas, psicólogas y de trabajo social que atiendan de manera adecuada y especializada a las víctimas como lo marca la misma norma mexicana. 

Desde la Secretaría de Igualdad Sustantiva entre Hombres y Mujeres de Jalisco, los funcionarios trabajan para crear programas de atención completa en más hospitales que dependen de Jalisco, sin embargo, María Elena García, admitió que están lejos de garantizar estos derechos a las mujeres en todo Jalisco. 

Es importante que las víctimas de violencia sexual conozcan sus derechos, entre ellos están recibir información para protegerse de las consecuencias que generan las violencias sexuales como pastillas de emergencia, el acceso a la interrupción del embarazo, ya que por violación en Jalisco no es delito, y el acceso a medicamentos que eviten enfermedades de transmisión sexual. 

Las personas menores de edad también tienen derecho de asistir a cualquier institución y ser atendidas o derivadas a la institución que corresponda para atenderles. Esta atención la pueden solicitar aunque los violentadores sean sus padres, debido a que no necesitan su consentimiento para recibir atención médica, por el contrario deben recibir asesoría legal y psicológica gratuita. 

La funcionaria recomendó a las personas víctimas de este tipo de violencia que acudan a las autoridades para recibir atención pronta y evitar consecuencias duraderas.

“El hecho de que una persona víctima de violación acude dentro de las primeras 72 horas puede cambiar totalmente la intervención, lamentablemente sabemos que las personas que son víctimas de violación, el shock emocional es muy complejo y muchas veces además de que no tienen las redes de apoyo, no cuentan con información y es hasta después del shock emocional que deciden denunciar como atenderse y muchas veces es lamentable porque ya pasaron las 72 horas”, explicó la funcionaria. 

Las instituciones una vez más no están a la altura de las necesidades de las mujeres víctimas de violencia y aunque la sociedad civil en la región cada vez exige más el alto a la violencia, la realidad es que aun hay personas ejerciendo violencia contra ellas.

Todas las violencias pueden ser denunciadas al 911 aunque cada municipio cuenta con estancias, institutos o direcciones de igualdad o de la mujer que pueden atender u orientar a cómo actuar en casos de violencia. 

Etiquetas

Jessica Padilla Tepoxtecatl

Egresada de la licenciatura en Periodismo, diplomada en Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales. Soy la reportera incómoda que pregunta cómo mejorar la vida de las personas con alguna vulnerabilidad y víctimas de las violaciones a sus derechos humanos. También reporteo política y la corrupción en los municipios de la Ciénega.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Contenio protegido